martes, 11 diciembre 2018
La hora actual es: 14:13

Un análisis de sangre ayudaría a detectar daño hepático

La medicina ha desarrollado y continúa desarrollando muchos y muy diferentes métodos y tecnologías para desvelar y llegar a conocer esa complejísima máquina que es nuestro organismo, y no sólo en general, sino el de cada individuo singular y en cada momento concreto. Uno de esos métodos son los análisis, entre ellos el de sangre.

Investigadores británicos y estadounidenses, diseñaron y verificaron una prueba de sangre rápida que puede detectar daño hepático antes de que aparezcan los síntomas.

Como hemos mencionado en artículos pasados, el hígado tiene “colaboradores” microscópicos que nos ayudan a saber que está funcionando adecuadamente y en ocasiones hasta predecir un posible daño.
Los especialistas mencionaron que esta prueba ayuda a la necesidad de detección temprana de la enfermedad hepática, ya que distingue entre muestras tomadas de individuos sanos y aquellos con diversos grados de daño hepático.

El estudio, publicado en la Universidad Colegio de Londres (UCL), describe el nuevo método de detección de fibrosis hepática, la primera etapa de cicatrización hepática a partir de una muestra de sangre en 30-45 minutos.

El coautor principal de la investigación y el profesor de la universidad, William Rosenberg, explicó que la enfermedad hepática es la tercera causa de mortalidad prematura en el Reino Unido y una de las únicas causas principales demuerte que está en aumento.

Pero y ¿En México?, la enfermedad hepática se ubica entre las 10 principales causas de muerte en México, y se trata de un conjunto de padecimientos como el hígado graso que puede evolucionar a cirrosis y a cáncer.
“El principal problema es que es asintomática, lo que significa que pasa desapercibida hasta las últimas etapas de la enfermedad cuando el daño es irreversible”, afirmó.

Investigadores de la Universidad de Massachusetts diseñaron un sensor que usa moléculas grandes llamadas polímeros, recubiertos con tintes fluorescentes que se unen a las proteínas sanguíneas en función de sus propiedades químicas.

Los colorantes fluorescentes cambian en brillo y color, produciendo un patrón diferente de fluorescencia dependiendo de la composición de la proteína de la muestra de sangre.
Mientras que el equipo de UCL probó el sensor comparando los resultados de muestras de sangre pequeñas (equivalentes a las verificaciones de dedos) de 65 personas, en tres grupos equilibrados de pacientes sanos y aquellos con fibrosis en etapa temprana y etapa tardía.

Los grupos se determinaron utilizando la prueba de Fibrosis Mejorada del Hígado (ELF), que es el punto de referencia existente para la detección de la fibrosis hepática que requiere que las muestras se envíen a un laboratorio para su análisis, y descubrieron que el sensor podría identificar diferentes patrones de niveles de proteína en el suero sanguíneo de las personas en los tres grupos.

El autor principal del estudio e investigador de la UCL, William Peveler, señaló que al comparar las diferentes muestras, el conjunto de sensores identificó una ‘huella dactilar’ de daño hepático.

“Este método se conoce como nariz química, ya que puede reconocer la diferencia entre muestras de sangre saludables y no saludables sin depender de marcadores de enfermedad conocidos. Es la primera vez que este enfoque ha sido validado en algo tan complejo como la sangre, para detectar algo tan importante como la enfermedad hepática”, agregó.

Manifestó que la prueba pudo distinguir muestras fibróticas de muestras sanas el 80% del tiempo, alcanzando el umbral estándar de relevancia clínica en una métrica ampliamente utilizada, y comparable a los métodos existentes de diagnóstico y control de la fibrosis.

La prueba distinguió entre fibrosis leve a moderada y fibrosis severa el 60% del tiempo, acotó.

Los expertos informaron que buscarán pasar de una prueba de laboratorio a un dispositivo de diagnóstico y monitoreo en el punto de atención que puede usarse en cirugías de médicos de cabecera.

Esto podría llevar varios años más, pero es particularmente importante ya que la tecnología tiene el potencial de ayudar a millones de personas a acceder a la atención más temprana para prevenir la enfermedad hepática mortal”, puntualizó.

 

Referencia

https://www.ucl.ac.uk/chemistry/news/2018/may/new-blood-test-detect-liver-damage-under-hour

William J. Peveler, Ryan F. Landis, Mahdieh Yazdani, James W. Day, Raakesh Modi, Claire J. Carmalt, William M. Rosenberg, Vincent M. Rotello. A Rapid and Robust Diagnostic for Liver Fibrosis Using a Multichannel Polymer Sensor Array. Advanced Materials, 2018