Seguridad de la página de inicio

miércoles, 24 abril 2024
Log in

OBSERVAR SIN JUZGAR

  • Escrito por Mtra. Gabriela Rodríguez López
  • Publicado en Expertos

 

“En general, los hombres juzgan más por los ojos que por la inteligencia, pues todos pueden ver, pero pocos comprenden lo que ven”. Nicolás Maquiavelo

Al inicio de este mes la propuesta fue comunicarnos de manera compasiva, y reflexionamos sobre cómo hacer esto en 4 pasos, además de la comprensión que abre la perspectiva ante el mundo del otro. La comunicación no violenta propone como primer paso observar sin evaluar, ¿suena bien o mal?, de hecho, es mejor no utilizar ninguna de las dos palabras, pues en ellas encerramos un juicio de agrado o desagrado, de aprobación o no, de crítica o de halago, y en este momento en lo que estamos es en OBSERVAR.

Observa la siguiente escena: Si te pidiera que la describieras ¿qué frases vendrían a tu mente?niños 1

  • Niños felices jugando a la pelota.
  • Varios niños jugando con un balón blanco
  • Niños en el bosque, jugando libremente.
  • Paisaje hermoso, con los niños divertidos tras el balón.
  • Niños con rostros de alegría.
  • Niños haciendo ejercicio físico

Es verdad que cuando yo vi la imagen me brincó el corazón y me dieron ganas de saltar con ellos y entrar al juego, lo cierto es que si hacemos una descripción no podemos usar las palabras: alegría, libremente, divertidos y felices. Esto ya es un juicio, describir sería lo que está sucediendo.

Veamos otra imagen: haciendo el mismo ejercicio

Una mujer joven que llora.

Esta mujer llora tristemente a alguien, suponemos que está en un cementerio pues trae flores.

La mujer tiene un gesto de tristeza.

La mujer llora mientras sostiene un ramo de flores

¿Cuáles te parecen que son frases que no contengan juicios?

mujer llorando

Muchas de las veces cuando describimos algo, tienen palabras que llevan un juicio de valor y además tenemos otras palabras que no favorecen la observación sin evaluación como: nunca y siempre. Ante estas palabras no hay forma de salida: Siempre me haces muecas cuando te pido un favor, nunca me escuchas cuando te hablo.

Al estar aprendiendo maneras de observar las situaciones, por más dolorosas, que nos estén impactando en lo más hondo, el primer paso para poder comunicarte de manera no violenta es, observar la situación sin poner una palabra que califique.

Cuando en mi consultorio le pregunto a un paciente casi terminando la sesión ¿Cómo te quedas hoy?, hago la aclaración de “recuerda que no se puede usar bien o mal”, la primera vez que digo esto hay cara de sorpresa y sonríen, pues generalmente utilizamos estas dos palabras para describir la riqueza de algo, cuando van más avanzadas las sesiones y pregunto ¿Cómo te quedas hoy? Hay veces que dicen: “ya sé que si no es bien ni mal, puedo escoger otra cosa”, a veces usan un color, una metáfora o vamos enriqueciendo el lenguaje de las emociones, y esto es poder observar una situación que conlleva emociones desde otro lugar, ensanchamos la manera de expresión.

Te invito estos días a observar lo cotidiano sin evaluar, puedes decirme qué tal el experimento, cuando usamos expresiones con calificaciones de entrada la otra persona si las siente de manera invasiva, cortante o hiriente, sentará un precedente para no tener un diálogo abierto. Cierro la reflexión con la siguiente frase:

       “Si de verdad llegásemos a poder comprender, ya no podríamos juzgar” André Malraux.

Escrito por: Mtra. Gabriela Rodríguez López

Psicoterapeuta
englishlab2013@gmail.com