La ciencia y el arte de los cuidados enfocados en el paciente

Un complejo elixir que puede resultar un "producto bomba" en la oferta de salud


Las nuevas tendencias de “enfocarse en el paciente” parecen ser “el medicamento bomba” para fortalecer el buen apego de los pacientes a su terapia. En realidad, desde hace muchos años sabemos que los pacientes no son tan pacientes ni tan dedicados en eso del “auto-cuidado” por lo cual debemos promover el cambio hacia la generación de más y más pacientes comprometidos con su enfermedad y mejor aún con el buen cuidado de su cuerpo.

El ”verdadero” cuidado del paciente no sólo incluye la toma puntual de sus pastillas, ya sea en forma de cápsulas, tabletas, grageas, suspensión, jarabe o gotas, ya ni se diga cuando hablamos de óvulos, supositorios o enemas. En realidad, la medicina para un paciente enfermo incluye “un complejo elixir” en el cual debe incluirse:

a. Alimentación adecuada. Cada padecimiento es un reto para hacer un ajuste a eso que llamamos dieta (entendido como régimen o ración nutricia del día). Incluso un simple catarro requiere incrementar los líquidos, la vitamina C y en general los anti-oxidantes. Si en cambio hablamos de un paciente que tiene una úlcera gástrica, sin duda habrá que eliminar los condimentos, las frituras, el alcohol, el cigarro y los cítricos. Pongamos que además “nuestro hipotético paciente” tiene diabetes, pues entonces habrá que eliminar el pan dulce y los refrescos de su régimen. Imaginen ahora si se trata de un paciente con cirrosis descompensada o con insuficiencia renal avanzada.

b. Ejercicio apropiado. La esencia de eso que llamamos ejercicio es el movimiento con ritmo e idealmente con horario. Desde luego que no será el mismo ejercicio para alguien con un simple sobrepreso que para alguien con obesidad mórbida o bien alguien con desnutrición y gran pérdida de músculo en los brazos o en las piernas. Imaginemos además que “nuestro paciente hipotético” tiene una patología en la rodilla, en los tobillos o en la espalda. Para cada situación debe existir una buena opción.

c. Psicoterapia atinada. La mente es el eterno compañero del cuerpo. En cada situación que emprendemos, la mente puede ser poderosa compañía o amarga pesadilla. Enfrentar una pérdida de un ser querido sin duda representa “un gran reto”, pero también lo es afrontar una enfermedad sobre todo si se visualiza como crónica o potencialmente mortal. A menudo, las personas evadimos confrontar con los retos. Por ello, se ha descrito diversas formas de evadirlo, ya que nos genera miedo, angustia o tristeza. Las necesidades cambiaran si el paciente es informado que padece SIDA, cáncer, diabetes o cirrosis. Algunos lo enfrentarán solos o dependiendo de su estructura social con uno o varios familiares cercanos, un buen amigo o incluso con el sacerdote. Dice el refrán que “las penas con pan son buenas”, pero en el fondo “una buena compañía es bienvenida cada día”.

d. Medicamento efectico y seguro. El gran Paracelso, padre de la Química, decía que “la dosis hace el veneno”. Sin duda encontrar el medicamento apropiado y a la dosis segura es la cura anhelada para muchos males. Por ello ha surgido la ciencia de la Medicina con su rama llamada Farmacología que ha crecido en una Industria que da de comer a millones de personas en todo el mundo. A pesar de que ya existen múltiples medicamentos para la diabetes o para la hipertensión, cada año, se diseñan nuevas estrategias con la idea de mejorar la eficacia, reducir los efectos secundarios, mejorar la calidad de vida o bien optimizar un simple detalle como el efecto de la substancia para el dolor de huesos, para la nausea o para el vértigo. A veces se crean nuevas combinaciones simplemente para “estar a la moda” y acceder a un grupo de pacientes que quieren “comprarlo sin receta” o “encontrar alivio por 12 horas” o “inyectarse cada 6 meses en lugar de tomar pastillas diariamente”. En fin, que como en la ropa, en los coches o en los viajes, siempre existirán genios que inventes nuevas necesidades para antiguos males.

5. Procedimientos quírugicos o de radiología intervencionista específica. En ocasiones, el daño a una estructura o órgano es tan claro que la resección de la parte afectada (por ejemplo la vesícula o un tumor) puede aliviar e incluso curar al paciente. En otras, dada la complejidad anatómica y la situación endeble del paciente puede orientar la terapia a un método de punción o colocación de dispositivos por vía menos cruentas y por lo tanto la radiología intervencionista puede ser la mejor alternativa. Finalmente, en otras situaciones el trasplante hepático puede ser la mejor opción para continuar la vida.

La nueva corriente llamada “patient centricity” busca un cambio de enfoque, en el cual son los propios pacientes quienes expresan sus necesidades y entienden que “el mundo gira a sus pies” o al menos “al servicio de sus necesidades”. En agosto de 2012, Leonard Kish dijo que “el medicamento bomba del nuevo siglo” es “el paciente comprometido” y que con mucho podría ser el perfecto antídoto para “la mala práctica” y sin duda representaría “la cura del siglo”. El “paciente comprometido” recibiría cuidados coordinados que incluya explicación de su enfermedad y apoyo por cuidadores capacitados y dedicados a apoyarle”.

Sin embargo, tenemos que aclarar que no todos los pacientes cumplen con “la estrellita” de “buen paciente”. Para algunos de los médicos con práctica clínica activa, nos parece que varios de ellos andan “por la luna de Valencia” y no por andar enamorados, sino por no tener los pies bien aterrizados en la tierra. El nivel cultural en general es pobre y sobre el tema específico de “la cultura de vida saludable” es aún más alejado del ideal. Por ello es que cambiar de enfoque y orientar la vida hacia la teoría y la práctica de la salud resulta una alternativa tan seductora y prometedora.

Un ejemplo de la aplicación de “cuidados coordinados” se publicó por Mark Blatt, Director Médico de Intel, en un estudio en el Veteran Administration Coordinated Care and Home Telehealth, mencionando los siguientes beneficios de este tipo de programas, dirigidos a pacientes con enfermedades crónicas:

  • Reducción en 19.74% en admisiones a hospital
  • Hasta un 86% de satisfacción de los pacientes
  • Costo anual promedio de 1600 dólares por pacientes, comparado con $13,121 para cuidados primarios o $77,745 para “cuidados en casa con enfermera”
  • Reducción de 20 a 57% en la necesidad de tratarse de enfermedades crónicas, incluyendo diabetes, enfermedad pulmonar crónica, insuficiencia cardiaca, trastorno de estrés post-traumático y depresión.
En tu Portal AMHIGO, encontrarás diversas muestras de nuestro compromiso con los “Cuidados centrados en el paciente”, para lo cual como muestra aquí están “algunos botones” que como arte de magia te abrirán las puertas hacia un nuevo tipo de auto-cuidado:

1. Sección MI HIGADO, en el cual encontrarás textos de anatomía, fisiología y epidemiología de las enfermedades del hígado.

2. Sección MI DIAGNÓSTICO en la cual encontraras el cómo se estudia a un paciente con enfermedad del hígado, los estudios de laboratorio, los estudios radiológicos, los más invasivos como la biopsia o sus opciones, las formas de clasificar el daño.

3. Sección MI TRATAMIENTO en la cual se comenta la importancia de incluir a la dieta, la terapia física, la psicoterapia y los medicamentos como parte del manejo integral de una enfermedad del hígado.

4. Sección ACTUALIDADES que incluye la sub-sección de NOTICIAS en donde recibirás información breve y concisa sobre los avances científicos de las diversas enfermedades que afectan al hígado. También incluye la sub-sección EVENTOS en la cual puedes encontrar lo que acontece en México y el mundo sobre temas de salud hepática.

5. Sección MI AMHIGO en el cual encontrarás “listados inteligentes” que te permitirán “interactuar” con otros pacientes, profesionales de la salud o bien encontrar los diversos “proveedores de servicios de salud”, ya sean laboratorios clínicos, gabinetes radiológicos o histopatológicos e incluso fundaciones o entidades del gobierno en donde puedes encontrar servicios de apoyo al paciente con enfermedad hepática.

6. Sección AMHIBLOG en donde se generarán foros, como este, para abrir espacios de información y diálogo sobre diversos temas de actualidad relacionados con la “salud del hígado.

El fin último es quitarse la idea de que “se cierran las puertas” y más bien “abrir un océano de posibilidades” en donde lo que abundan son opciones para cuidarte, para quererte y para sanarte. Por lo tanto, enhorabuena y recibe nuestra más sincera oferta de apoyo en el cuidado ya que pondremos al alcance de tu mano, la ciencia y el arte de cuidarte.

Referencias:

1. Artículo accesible en la red escrito por Leonard Kish en la sección Health Standard, del portal : http://www.hl7standards.com/blog/2012/08/28/drug-of-the-century/, consultado el 30-Abr-2015.

2. Blath M. Telemedicine and e-Health. 2008;14(10):1118-1126.

3. Portal educativo, informativo e interactivo de Amigos del Hígado A.C. accesible como www.amhigo.mx